“Los Lubavichs y los Poderosos del Mundo” ~ Invitación a leer

Artículo de Don Curzio Nitoglia(véase la fuente original)

Invitación a leer:

CURZIO NITOGLIA

I LUBAVICH
Y EL PODEROSO DEL MUNDO

(TRUMP, PUTIN Y EL ESTADO PROFUNDO …)

PROCENO, EFEDIEFFE, 2021


Prólogo

Las Ediciones Effedieffe acaban de publicar (enero de 2021) el libro de Curzio Nitoglia, titulado I Lubavich e i potenti del mondo (210 páginas, 16 euros1).

Historia y Teología

En ella el Autor trata de: (a) de un punto de vista histórico, la cuestión del enfrentamiento – que ahora tiene lugar – entre Putin / Trump (Soberanía Nacional) contra Biden / Gates / Xi Jin Ping / Bergoglio (Estado profundo); Entonces b) el marco – teológicamente – a la luz de la influencia que el judaísmo postbibical ejerce sobre él, en sus dos principales ramificaciones: kabbalista y cabildeo / banca.

El propósito de este libro es tratar de levantar un velo sobre una realidad subterránea y enferma, que ya está funcionando entre nosotros y que tan mal ya ha comenzado a hacer en todo el mundo …

En el libro empezamos 1°) De historia de la Lubavich, fundada por el rabino kabbalista Israel Baal Shem Tov († 1760), que influyó fuertemente en la vida del judaísmo europeo y norteamericano para finalmente llegar a ilustrar 2°) el filosofía que sumergen la aventura contemporánea (2020/2021), vivió universalmente en un estado surrealista de “psico/policía”, causado por Covid19.

Temas principales del libro

Los puntos principales que se ilustran en el transcurso del libro son: 1°) doctrina teológica hasídica de la Lubavich (siglo XVIII) sobre la “Cábala Erótica” o “Magia Sexual”, de la que nació el freudismo psianalítico (siglo XX), que cambió el rostro de la tierra de los sesenta y ocho; 2°) el “Sentimentalismo” ascético/místico de la Hasidim,de la que se originó el carisma pentecostal de los protestantes que entonces, por desgracia, con el Concilio Vaticano II, también invadieron y exacerbaron el ambiente eclesial católico que se convirtió en modernista (cf. “Camino Neocatecumenal”); 3°) el fenómeno del “marranismo” judío moderno con Jacob Frank († 1791) y Sabbatai Zevi († 1676), que influyó tanto en el mundo islámico (con el “Donmeh” Turcos), y el cristiano (con la Declaración de Nuestro aetate del Concilio Vaticano II, 28 de octubre de 1965); 4°) la relación entre Putin y Trump con el mundo de Hasidim o Sr. Lubavich; 5º) la influencia ejercida por los filósofos Hasidim: Popper († 1994), Buber († 1965) y Lévinas († 1995) sobre el mundo contemporáneo y la actual Unión Europea, que fue concebida hace aproximadamente un siglo por Kalergi († 1972), también influenciado por la Hasidismo.

El hasidismo y el banco judío en el origen del “covidismo”

La historia y la doctrina de la El hasidismo,ilustrado en el libro, nos ayuda a entender la aventura contemporánea (Covid19, la lucha entre Trump y Biden); de hecho, todo tiene su razón de ser, su explicación; porque, sin causa (padre/ “X“) no hay ningún efecto (niño); cada efecto (niño) tiene una causa (padre / “X“) y una razón o razón de ser (generación / “Y“).

Ahora, en la situación económica que está viviendo el mundo – especialmente desde el otoño de 2019 hasta hoy (febrero de 2021) – hay algunas realidades o efectos (choque entre judíos kabbalistas y grupos de presión) que son difíciles de explicar, que, a primera vista, parecería no tener ninguna razón o razón de ser; … en lugar de…

… Si estudias bien la realidad de los fenómenos que nos rodean – yendo más allá de las apariencias y llegando a la sustancia de las cosas – puedes vislumbrar el por qué y la razón de ser de ellos, incluso si a primera vista parecía in/inteligible.

Judaísmo globalista y judaísmo carismático

Pienso en particular en la “extraña” confrontación que se ha enfrentado , especialmente desde hace un año, a dos bandos ferozmente antagónicos en cuanto a la forma de operar,pero que son básicamente similares porque ambos descienden del mismo árbol: (a) por un lado, el Judaísmo globalista, cabildero/financiero de las industrias farmacéutica y de guerra; (b) por otro lado, el judaísmo nacional, esotérico, carismático/kabbalista,especialmente el de la Hasidim o Señor Lubavich.

Bueno, estas dos entidades son verdaderamente enemigas (al igual que Stalin y Trotzky), sin embargo, provienen de la misma fuente (en el caso de hoy: judaísmo rabínico postbiblic; en cambio, para Stalin/Trotzky: marxismo soviético/leninismo); ¿Cómo es posible? ¿Cómo se puede explicar esto?

Contraste accidental no sustancial

Parecería una anomalía, una tontería y sin ninguna razón. Ese no es el caso; De hecho, si estudias este extraño fenómeno aparentemente inexplicable en profundidad, puedes entender una conexión.

¿Qué es? La respuesta no es difícil, simplemente volver a montar a la causa de los fenómenos y luego bajar a la sustancia de la realidad para comprender su naturaleza y explicación.

Con el fin, por lo tanto, de entender lo que está sucediendo hoy – con ocasión del asalto extremo lanzado por el “Nuevo Orden Mundial” contra el ser humano (odiado precisamente porque fue creado por Dios2 ) – es necesario rastrear las causas de las fuerzas sobre el terreno (por un lado: Loggia/Banca/Big-farma y por otro lado: Cábala/Carisma/Estado) enfrentados, en cuanto a la forma en que actúan, como dos ejércitos – “uno contra el otro armado” – mientras que ser, básicamente, la misma realidad; al igual que los “camaradas separados” Stalin († 1953) y Trotzky († 1940).

De hecho, por un lado vemos 1°) el campamento de la “Deep-State/temporal” (Bush, Clinton, Obama y Biden), apoyado/por el Banco, Industria Farmacéutica, Loggia, Globalización Anti-Nacional, es decir, la Judaísmo público o oficial (como lo llamó el filósofo hasídico Martin Buber) liderado por los diversos Rothschilds, Rockefeller, Soros y Bill Gates (en resumen, por las aproximadamente diez familias relacionadas que gobiernan el mundo entero); en el otro lado 2°) el campamento de los cabalístas alegremente extasiado o Hasidim, es decir,el El judaísmo clandestino (Martin Buber), que patrocina a Estados Unidos y Rusia con su influencia global y es defendido militarmente por el “brazo secular” representado (al menos hasta ayer) por el Eje Trump/Putin, es decir, patriotas; mientras que el judaísmo público y el cabildeo se apoyan en el maoísmo/liberalismo chino de Xi Jin Ping.

Ciertamente el enfrentamiento está ahí y es sangriento (sólo ver lo que sucedió en los Estados Unidos el 3 de noviembre de 2020 y luego el 6 de enero de 2021). Lo que golpea la primera percepción humana superficial, sin embargo, es laaparente contradicción de esta batalla. De hecho, estas dos partes deberían trabajar juntas. En cambio, hay una feroz aversión entre ellos. ¿Por qué?

El origen de las dos fuerzas en el terreno de juego hoy es judaísmo post-biblic, pero si el judaísmo básicamente es uno, sin embargo tiene varias ramificaciones accidentales y estos varias ramas del mismo árbol se sentan en cuclillas, como dos cosche mafiosos diferentes, como Stalin y Trotzky, como los dos tentáculos del mismo pulpo o como dos ramas del mismo árbol agitadas y golpeadas entre sí por el viento.

Naturaleza y fenómenos del judaísmo postbiblic

El judaísmo es uno, y es 1°) principalmente unetnia (que quiere dominación sobre todo el mundo); Y 2°) en consecuencia, pero no necesariamente, un cierto religiosidad (de hecho, lo esencial para el judaísmo talmúdico/kabbalista pertenece a la raza judía, no a la fe y las obras del judaísmo religioso, que pueden estar presentes, pero no son absolutamente necesarias), que se basa en (a) laInmanentismo y emanatismo panteísta y, por lo tanto, (b) en el negación de Cristo como el Mesías que vino (que predicó la existencia de un Dios personal y trasciende el mundo y la eternidad en el Reino de los Cielos) y espera que uno venga al aldiquà, en el que Israel reinará temporalmente sobre todo los no judíos (“goyim”); Además, el judaísmo – que es esencialmente una etnia y en segundo lugar una religiosidad – tiene principalmente dos “ramas” o tentáculos: α) el La cábala panteísta extática/esotérica, hizo un fenómeno popular masivo, a partir del siglo XVIII, especialmente por el Lubavicher,que es referido por Martin Buber como “Judaísmo subterráneo”; β) el Talmudismo o teología moral del Rabbinate oficial, siempre definido por Buber como “Judaísmo público.”

Normalmente, pero no siempre, los sefardíes (judíos de origen ibérico) pertenecen a la rama kabbalística del “judaísmo subterráneo” y están menos rígidamente cerrados y “enyesados” en cuanto a su práctica; mientras que los ashkenazis (judíos de origen germánico o norte/este/europeo) son los talmudistas del “judaísmo público” y también son más rígidamente conservadores. Aquí hay otra razón para la divergencia accidental.

Propósito del libro

Este libro trata de explicar a los lectores lo más fácilmente posible, pero no simplista, lo que el naturaleza (panteísmo, emanacionismo y trans/humanismo) y división (Cábala/carismático contra la Logia/Talmudista) del judaísmo postbibical, que hoy más que nunca es verdaderamente el “Princeps huius mundi” (Jov.,XIV, 30), que nunca deja de repetir un poco a todos: “Haec omnia tibi dabo, si cadens en terram adoreveris me” (Mt., IV, 1 ss.).

elcomienzo del libro, puede parecer un poco aburrido, pero entrar en este bosque es la única manera de entender, por último, más fácil y agradablemente la razón de lo que sucede hoy en día y ser capaz de reaccionar convenientemente sin desviarse ni a la “derecha” (Cábala) o a la “izquierda” (Estado Profundo de ee.UU., Profundo-Yeshivoth Deep–Church modernista/Bergogliana); sin pretender ver todo y claramente, pero contentándose con conocer algo de un determinado tema (lucha interna en el judaísmo contemporáneo), por frágil y limitada que permita la mente humana.

Hacer balance

La conclusión a la que llega el Autor es que no debemos estar bajo ninguna ilusión, el judaísmode hoy (2021) ha ganado la batalla iniciada con la modernidad del nominalismo ocamista (siglo XIV) y el humanismo kabbalista (siglo XV). De hecho, si prevalece el estado profundo o el partido de los “Patriotas”, seguirá siendo el judaísmo (oculto o público) el que ganará (como cuando Wellington derrotó a Napoleón en la batalla de Waterloo, después de todo fueron los Rothschilds de Inglaterra y Francia los que ganaron la guerra oculta, ganando con la Inglaterra victoriosa y derrotando a Francia, que había tomado prestado con su Banco para librar la guerra). Sin embargo, tampoco debemos desesperarnos. De hecho, Dios ganará la guerra final.

La guerra oculta y la batalla espiritual

Sólo si estamos unidos a Dios, a través de la fe amenizada por buenas obras, seremos parte de la victoria final, de lo contrario la ruina del tiempo y la perdición eterna nos esperan. Puede ser (no podemos esperar tener claro a medianoche) que Dios usará a Trump y Putin, pero ellos, sin Su ayuda, no pueden hacer nada y nosotros también.

Trump/Putin vs Biden/Rothschild

No se puede negar que Trump ha entrado en un curso de colisión con el Lodge/Bank/big-farma judío o el Estado profundo (lo que comúnmente se llama el élite de los Illuminati,que les gustaría dominar a las naciones y pueblos esclavizándolos, así como a las bestias en el futuro “Nuevo Orden Mundial”), apoyándose en el alma esotérica y kabbalista del judaísmo subterráneo del Hasidim y ser apoyado, a cambio de favores, por ello.

¡Atención! Incluso Trump – influenciado por hasidim – tiene (o tuvo) en mente un plan para un “Nuevo Orden Mundial”, incluso si con una cara más humana (o menos inhumana) que la deseada por Soros/Bill Gates/Biden/Bergoglio/Xi Jin Ping.

La llamada “pandemia” de Covid19 fue una oportunidad (no la causa) bien orquestada y bien explotada por la “Super/Judaeo/Masonic Fast March” para imponer una feroz tiranía espiritual e intelectual (del correcto estilo maoísta chino con liberalismo absoluto) que destruye, posiblemente, al hombre precisamente porque fue creado a “imagen y semejanza de Dios”.

Hoy, Trump/Putin (como estado, pueblo o nación) y Hasidim (como un poder “espiritual”/esotérico) – objetivamente (intenciones subjetivas que sólo Dios las conoce) – podría ralentizar la loca raza del “Nuevo Orden Mundial” hacia el “Trans/humanismo con un rostro inhumano” (Biden), tratando de reemplazarlo por un “Humanismo con un rostro humano” (Trump), pero todavía panteísta e inmanentista.

Drama natural, solución sobrenatural

Este es el drama que estamos experimentando, por supuestohablando, como pobres “espectadores”, que están “entre Scylla y Charybdis”, pero en los que podemos algo como “actores”, es decir, sobrenaturalmente hablando como cristianos incrustados en Jesucristo, que también quiere utilizar nuestras oraciones para frustrar el Plan del Maligno y para restaurar el Reino de Dios ya en este mundo.

Es por eso que no está ocioso tratar de saber – con todas las limitaciones debido a las limitaciones humanas – lo que está sucediendo detrás de las escenas de la escena mundial actual. En realidad nihil volitum nisi praecognitum / nada se puede desear si no se conoce primero. Por lo tanto, para contrarrestar mejor la subversión que está revolucionando el mundo entero, bajo el pretexto de una “pandemia”, es necesario saber primero lo que es su naturaleza y quiénes son sus principales agentes y sólo entonces puedes luchar contra el enemigo que conoces. De hecho, si el enemigo permaneciera desconocido, como un submarino que no sale, sería mucho más difícil hundirse.

¡Que tengas una buena lectura!

Parmenide Pavolini

https://www.effedieffeshop.com/i-lubavich-e-i-potenti-del-mondo/


1 El volumen se puede reclamar al Editor: tel.: 073. 71. 00. 69; celda: 335. 45. 74. 64; sitio en línea: https://www.effedieffeshop.com/i-lubavich-e-i-potenti-del-mondo/

2 La “Quinta Revolución”: El diablo y las fuerzas del mal (judaísmo postbiblico, esoterismo, masonería…) que dirige odian a Dios, pero no pueden hacer nada contra Él; luego atacan a su criatura más noble y al mismo tiempo más vulnerable: el hombre, compuesto de alma y cuerpo y herido por el pecado original, mientras que el ángel es un espíritu puro ahora confirmado en gracia. El diablo empuja al hombre al pecado, para hacerle perder la gracia santificante; también despierta fuerzas humanas que se ponen a su servicio para subvertir la obra de la creación: las grandes etapas de esta enorme obra subversiva son: 1°) Humanismo renacentista (siglo IV/XVI); 2°) la Ilustración Liberal/Masónica (siglo XVIII/SIGLO XIX); 3°) liberalismo individualista y comunismo marxista-leninista (siglo XX) y 4°) lo que podría llamar el”Cuarta Revolución”,es decir, los sesenta y ocho en los que el psicoanálisis freudiano (con la “Escuela de Frankfurt” y el “Estructuralismo Francés”) revolucionaron al hombre en su psique, ayudándose a sí mismo con las drogas, la moda, la música ye-ye ye ye y el pansexualismo. Hoy la subversión está dando un paso más: 5°) lo que podríamos llamar la“Quinta Revolución”” es decir, trans/humanismo (2019/2021), que le gustaría penetrar directamente en la mente y la voluntad del hombre, a través de la eugenesia (siendo ahora anticuado la forma psicoanalítica, que llega al alma y sus nobles facultades sólo indirectamente, a través de la sensibilidad y las emociones, al igual que el diablo), implantando nano/partículas en el ADN humano, tratando de hacer del hombre un robot controlado a distancia, después de haber liberado su libre albedrío y su razón de extinción. Este último asalto del Maligno contra la criatura de Dios.es un intento que sólo la Omnipotencia divina puede prevenir, hablando humanamente la batalla.

Deja un comentario